Médicos van al paro hasta el 28 de febrero; piden abrogar Ley de Emergencia Sanitaria

Bolivia Nueva

El Consejo Nacional de Salud (Conasa) determinó ingresar desde este viernes hasta el 28 de febrero, a un paro nacional, acompañado de movilizaciones, en demanda de la abrogación de la Ley de Emergencia Sanitaria, promulgada ayer por el presidente Luis Arce.

La medida de presión fue anunciada por el presidente del Colegio Médico de Bolivia, Cleto Cáceres, ante la «falta» de convocatoria de parte del Gobierno para ingresar a un nuevo diálogo que fue solicitado días atrás con el fin de modificar la norma.

“El Conasa instruye a todos los colegios de sus integrantes tanto de su sector privado como de la Confederación de Profesionales de Bolivia acatar el paro general definido, movilizado hasta fecha 28 de febrero del presente año”, informó el ejecutivo.

Horas antes del pronunciamiento del Conasa, el ministro de Salud y Deportes, Jeyson Auza, apeló a la “razonabilidad” de los médicos para que no ingresen a un paro de actividades y los invitó a que formen parte de la reglamentación.

Por la “soberbia” del Gobierno y la falta de respuesta a las cartas de audiencia que fueron enviadas,  tanto al poder Legislativo como al presidente Luis Arce, Cáceres reiteró que son obligados a recurrir al paro general de actividades.

Auza recordó el dialogo que se sostuvo con los galenos y que fruto de aquel trabajo se logró concretar las modificaciones a tres artículos que cuestionaba. En aquel encuentro se firmó un acta donde los galenos se comprometían a levantar cualquier medida de presión a cambio de que modifiquen la norma.

La medida de presión será atacada pero manteniendo y reforzando los servicios de emergencia hasta el 28 de febrero.